miércoles, 3 de diciembre de 2008

Certezas

Deseaba ser bailarina. Mi madre me compró zapatillas y tutú.

Pero ¿qué tipo de bailarina serás, hija? – dijo ella algo inquieta.
De las que siempre tienen casa – contesté sin conflicto.

Una vez al día, giro en ella. No quiero defraudar a mi mamá.

1 comentario:

arteFactos dijo...

Hola Madame Guignol, acabo de aterrizar como por arte de magia en tu espacio virtual.Diría por ARTE y nunca mejor dicho: un bonito dibujo de Nicoletta Cecolli me guió hacia aquí. Resulta divertido ver como el Azar entiende de gustos.
Me encantan tus cosillas. Un placer haberte encontrado. Te seguiré
Fátima: http:susimambo.blogspot.com